El copywriting es esencial en cualquier estrategia de marketing online.

Copywriting: descubre sus ingredientes principales

El copywriting es esencial para garantizar el éxito de cualquier negocio en Internet. Ya explicamos en una entrada anterior de nuestro blog qué era el copywriting, por lo que hoy vamos a ahondar en cómo hacer un copywriting seductor que nos permita ganar clientes y adeptos para nuestra marca.

Quien entra en la página web de una empresa o de una organización lo hace buscando soluciones a un problema. Por ello hay que redactar los textos de nuestra página web de tal forma que muestren que somos capaces de solucionar ese problema y que, además, vamos a hacer feliz al usuario.

Sí, queridas amigas: hay que hacer feliz a la gente a través de los contenidos de un sitio web. Y es que el principal ingrediente de un buen copywriting son las palabras. Todas y cada una de las estrategias de posicionamiento SEO que se pongan en marcha han de sustentarse sobre las palabras. Seductoras, acogedoras, atractivas,… palabras que enamoren, sí, pero palabras.

Las palabras tienen un poder de atracción enorme, pero lamentablemente es lo que menos se suele cuidar en un sitio web. Hay que ser conscientes de que los usuarios -potenciales clientes o simpatizantes- leen, y tenemos que enamorarles desde el primer momento. Si un usuario entra en un sitio web y no se siente atraído por algo en menos de 10 segundos, posiblemente se marchará.

Mejorar mi copywriting

Cómo escribir un buen copywriting para atraer al cliente ideal

La investigación es un pilar fundamental del copywriting. De hecho es casi el 80% del copywriting. El otro 20% sería la tarea de escribir y dar forma a los textos que vestirán el sitio web.

En la tarea de investigación será esencial definir muy bien al cliente ideal. Hay que tener muy claro para quién se va a escribir, ya que el lenguaje empleado ha de ser específico para ese tipo de público objetivo.

A la hora de escribir textos para un sitio web debemos tener en cuenta que quien los va a leer es una persona -no un colectivo- que está detrás de una pantalla. Deberemos apostar por utilizar la voz activa en los textos. Estos son algunos ejemplos: ‘únete a la comunidad’, ‘disfruta de la experiencia’, ‘súmate a nosotras’, etc. Tratar a los usuarios de tú les despierta y motiva a realizar en la web la acción que necesitemos -comprar algo, rellenar un formulario, unirse a una causa…-.

Qué ingredientes deberías usar y cuáles no para cocinar un buen copywriting

Aconsejamos desterrar ingredientes que usamos a menudo, como por ejemplo los superlativos. Si podemos usar verbos en su lugar, mejor. Los verbos de acción dan mucho poder al copywriting.

También habrá que preguntarse qué necesidades solucionan nuestros productos o servicios y, en base a ello, preguntarse por qué y explicar las respuestas. Valga el siguiente ejemplo: “¿Por qué decimos que esta batidora es de altísima calidad? ¡Porque dura toda la vida!”.

Otro ingrediente que debemos desterrar de nuestra receta del copywriting perfecto son los adverbios, sobre todo los acabados en mente ya que lo único que consiguen es abultar el texto. Pero cuidado: si eliminar los adverbios resta potencia al verbo, habrá que cambiarlo por un verbo de acción.

En cuanto a los adjetivos, consideramos que incluir dos o más sucesivamente hace que pierdan el poder. Pero si están separados, el texto gana en riqueza. Por ejemplo: “Es un costillar que se deshace en la boca. Con carisma, gracias a la sal del Himalaya”. Hay que hacer textos ligeros, para que el usuario los lea rápido y efectúe la acción que nosotros queramos.

También es necesario huir de las frases vacías, como las siguientes: “Somos profesionales” -sólo faltaba que no lo fuésemos…-; “pasa al siguiente nivel” -no estamos en un videojuego…-; “tenemos más de 20 años de experiencia” -no es sinónimo de éxito-; “tenemos las mejores” -¿y cómo lo sé yo?-… ¡Basta! ¡STOP! Hay que construir frases seductoras, como por ejemplo "20 años de experiencia construyendo casas y haciendo felices a las familias".

Y por último, pero no por ello menos importante… la autenticidad. Identificar al 100% el sello y el tono de la marca es esencial. No se puede hablar de una forma en redes sociales, en la web, por teléfono o presencialmente... todo el sistema debe estar enfocado a utilizar el mismo tono y la misma voz. Si no es así, el copywriting no habrá servido de mucho.

Como has visto el copywriting es esencial para que cualquier proyecto llegue a buen puerto en Internet. El copywriting es como una receta: si hay un solo ingrediente que no esté en buen estado, el plato puede resultar incluso indigesto. Pero si tenemos buenas materias primas y las mezclamos bien, seremos capaces de realizar alta cocina. ¿Quieres que ComuniCrece te ayude a conseguir varias estrellas Michelín para tu proyecto?

Quiero mejorar mi Comunicación

Los campos marcados con * son obligatorios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.